Back to the top

Blog

La cerveza es una de las bebidas alcohólicas más comunes y aclamadas en la sociedad actual. Podríamos decir que es la reina dentro de las múltiples opciones que hoy en día tenemos; esto no se debe a una simple coincidencia. Pocos saben, pero la bebida hecha de lúpulo ha hecho parte de la sociedad desde tiempos lejanos.
En el años 10.000 y 6.000 antes de cristo, gracias a la evolución de la agricultura. Varios pueblos sumerios y egipcios descubrieron como hacer una bebida a partir de formulaciones con harina y cereal fermentada. Se conoce que muchas de estas civilizaciones la producían y consumían como parte de la alimentación diaria (algo así como las canasta familiar de la época).
Con el pasar del tiempo, y la evolución de la sociedades se le da un nuevo uso a la bebida y se descubren nuevas formas de hacerla. Pero, ¿Cómo llega la cerveza a ser lo que conocemos en la actualidad? Aquí cuatro datos curiosos que nos lo cuentan:

Una nueva receta

La cerveza era elaborada principalmente en monasterios, era allí donde se encontraban las plantaciones de cebada. Cada monasterio ponía una mezcla de hierbas aromáticas que ayudaba a que la bebida tuviera un sabor específico. Sin embargo en el siglo XIII, se empezaron a poner semillas de una planta llamada lúpulo que cambio le dio un sabor más amargo y desencadeno nuevas posibilidades de elaboración fuera de los monasterios.

¡Si lo comparamos no muy alejado de la realidad! Hoy en se esta elaborando cerveza en pequeñas fabricas fuera de las fábricas que conocemos, y se abren nuevas posibilidades al mercado.

Heroína de la economía 

Después de la segunda guerra mundial Irlanda se encontraba en entre la espada y pared al no querer tomar bandos ni alianza con el gobierno ingles. Fue la cerveza la heroína de aquella cuestión.

El primer ministro de Irlanda en aquella época se vio en la obligación de declarar neutralidad durante la contienda, pero Inglaterra quiso obligar a Irlanda a tomar una postura, privándoles de las materias primas para la elaboración de la cerveza. Sin embargo pudo más la sed de los soldados ingleses, que tras varias protestas contra el gobierno ingles tuvo que ceder el grano de cebada a Irlanda para detener los disturbios a la falta de la bebida aclamada.

¿ Podríamos usar cerveza para solucionar conflictos?

Un trabajo para las manos femeninas

Si lo pensamos bien, la cerveza ha sido elaborada artesanalmente desde sus inicios. Lo que pocos saben es que su producción era destinada a la mujeres ya que se les consideraba que tenían mejor mano que los hombres. Tenían mayor precisión con las recetas y las instrucciones de elaboración.

¡Quien pensaba que la cerveza era un invento de machos, se equivoco!

Elaboración ilegal

Con el tiempo la realización de cerveza salió de las casas y lugares comunes para situarse en las fábricas. Fue un movimiento que ocurrió a lo largo del mundo con el auge de la industrialización. Grandes industrias nacieron y se percibieron como los gigantes del mercado cervecero. Pero durante los años 20, aparecieron muchos intentos para penalizar y abolir el consumo de cerveza por medio de estatutos de ley seca.  Sin embargo el efecto fue el contrario, nacieron muchas mini fabricas que se dedicaban a la elaboración de la cerveza en pequeños laboratorios. Arrastrando a la bebida a sus primeros orígenes. En los años 30 las leyes regresan a la normalidad y muchas de las casas clandestinas desaparecen pero otras se instauran y permiten mantener lo que hoy en día conocemos como elaboración de cerveza artesanal.

Son muchas más las curiosidades que podríamos nombrar acerca de la cerveza, pero lo que cabe resaltar es que es una bebida ancestral con miles de posibilidades en sabor, textura y color. Que después de miles de años sigue siendo exaltada. Ejemplo de ello es el auge del mercado cervecero en nuestra sociedad actual. Si lo suyo es conocer y disfrutar de la cerveza, no se conforme con solo leer este blog, súbase y acompáñenos en nuestro tour: www.bogotacraftbeer.com.

Seguro que sale con más información que una enciclopedia y nuevos sabores en su lengua.

La cultura colombiana en parte se reconoce por las miles de excusas que existen para sentarse a compartir una cerveza con los amigos y/o familiares. Si lo pensamos bien, cada vez que alguien dice: ¿ Y que hacemos? La respuesta con un 99% de probabilidad es: tomémonos unas polas ( nombre que se le atribuye a la  bebida de Lúpulo en Colombia) como si se tratara de una actividad común del día a día. Bueno, la verdad es que lo es, en Colombia son muchas las situaciones que desembocan en un ¡Salud! junto al sonido de las botellas que chocan unas con otras. Desde jugar un deporte nacional como el tejo con una cerveza en la mano hasta un asado con la familia donde la cerveza puede ir mezclada con otro tipo de bebidas, pero en definitiva esto nos demuestra que siempre tenemos una buena excusa para poner una cerveza de por  medio.

Entonces, ¿Porque en Colombia no reconocemos tipos de cervezas ni estamos acostumbrados a diversos sabores y texturas?
Según mi experiencia personal, llevamos toda la vida o casi toda la vida bebiendo la misma clase de cerveza, no digo que este bien o mal. Solo menciono que es lo único que conocemos a nivel general.
En el blog pasado les mencione, una nueva cultura cervecera que se ha venido manifestando en Bogotá y otras ciudades del país, la cual ha abierto las puertas a nuevas condiciones en el mercado cervecero, ofreciendo más variedad a la hora de disfrutar la bebida espumosa bien fría.
Mi objetivo con este blog, es contárselo y usted decide si quiere darse la oportunidad de encontrarse y acompañar sus gratos momentos con otra categoría de polas.

A nivel general en Colombia bebemos una cerveza tipo pale larger, una elaboración común para la industria comercial de cervezas; no importa si se trata de Poker o Club Colombia, todas ellas están hechas bajo la misma idea, la diferencia es el tipo de levadura que se utiliza. Ahora, tal vez muchos de ustedes no sepan pero el mercado cervecero esta prácticamente monopolizado por una sola compañía: Bavaria, y aunque no me interesa entrar en dualidades, si quiero decir que es una de la razones para permitirse probar otras ofertas que son hechas y pertenecen a esta casa.

Actualmente el mercado esta creciendo poco a poco, existen pequeñas cervecerías artesanales que elaboran uno o dos tipos de cerveza al igual que otras que ya llevan más cancha en el asunto y pueden tener hasta cinco variedades. Todas ellas están distribuidas en diversos lugares de la ciudad, desde el norte al centro, no importa cual sea su preferencia para movilizarse, están al alcance de todos.

​Les he venido comentando que una de las formas de acercarse a este nuevo mundo del lúpulo y la espuma es por medio de un tour que se hace todos los días de lunes a viernes 4pm-8pm (www.bogotacraftbeer.com). Al compartirles mi experiencia: allí lo llevan, lo traen, lo ponen en diferentes cervecerías artesanales de la ciudad. Le cuentan la historia, el proceso y le dan cerveza hasta que se le pare el ombligo; mi única recomendación es que coma antes de empezar. Sin embargo puede que usted quiera sentarse a tomar un par de pintas ( 16 onzas liquidas, según la medida norteamericana) y charlar tranquilamente.
La propuesta también esta sobre la mesa, lo invito a Papaya que es un restaurante-bar estilo mexicano en donde se venden variedad de cervezas artesanales, las cuales son rotadas constantemente para ofrecer diversidad a sus asistentes. Este lugar es parte de las recomendaciones para  hacer en la candelaria y envolverse en nuevas experiencias para despertar las gustos y los sentidos.

  • ber_1_orig1
  • boys-making-beer_orig1
  • beers-n-food-blog_orig
  • ber_1_orig2

En estos tiempos donde todo el mundo se mueve de lado a lado y el viajar se vuelve parte de una lista de cosas por hacer; el explorar y descubrir cosas nuevas  se convierte en un motor de subsistencia. Aquellos que se embarcan en la aventura de viajar por varios meses viven día a día la emoción de absorber nuevas ideas y experiencias. Sin embargo, la experimentación de algo nuevo no queda reducido únicamente para quienes viajan por el mundo. Quienes desean salir de la rutina y encontrar nuevas formas de vivir la ciudad que habitan, en este caso quienes vivimos en Bogotá, siempre tenemos nuevas opciones.
Yo he tenio el placer de encontrarme con la perfecta combinación de sabor, novedad y buen ambiente, sumándole el hecho de que se disfruta de la compañía de personas de todo el mundo. Como Bogotana hoy quiero compartirles esta experiencia; ya que sin duda, es de esas cosas que todo el mundo merece deleitar ¡sin excepción!.

¿De que se trata?

Hace tres años, dos australianos crearon un negocio de turismo llamado “Bogota and Beyond” (puedes visitarlos aquí: www.bogotaandbeyond.com). Años más tarde, se encontraron con un suceso interesante en la ciudad de Bogotá del que pocos estaban enterados: el movimiento de la cerveza artesanal; algo que en empezó hace 14 años con la primera cervecería artesanal en Bogotá conocida como BBC, y que hoy en día hace parte de las franquicias de Bavaria. Sin embargo, con el tiempo la producción de cerveza artesanal en el país ha aumentado y cada vez son más los apasionados que se han interesado en ofrecer nuevas posibilidades para el consumo de cerveza en Colombia.

Después de comprender esto, Tommy y Simon entendieron que algo faltaba para completar la ecuación química de la cerveza; las personas necesitaban conocer los espacios y/o lugares donde pueden degustar de otras cervezas aparte de la típica Poker o Club Colombia que todos conocemos. Entonces, la idea de un tour de la cerveza se vino a la cabeza y desencadeno en un plan que hoy en día, se lleva a cabo todos los días de lunes a viernes desde las 4pm hasta las 8 pm (hora local).

Desde hace menos de un año y con la ayuda de algunos dueños de cervecerías artesanales en Bogotá han venido desarrollando “ Bogota Craft Beer Tour” . Un evento que poco a poco se ha ido convirtiendo en un must de la escena Bogotana; no solo para turistas que rondan las calles de la candelaria, también para locales como yo, que queremos dar la oportunidad de aprender a catar buenas cervezas y disfrutar de la bebida hecha de lúpulo de otra manera.

¿ Qué es “The Craft Beer Tour”?

Un viaje de cuatro horas aproximadamente, que te lleva por varios lugares en la ciudad para saborear diversas cervezas, tomar un vaso o pinta de la cerveza favorita mientras se conoce gente nueva y hasta se practican idiomas.

Suena simple, pero la experiencia es un viaje completo con todas las de la ley. En el recorrido se visitan dos fábricas donde se da acceso al proceso de elaboración de la cerveza artesanal de la mano de sus fundadores. Allí, se da la oportunidad de conocer a fondo los ingredientes, la manufactura y hasta las historias personales de quienes se han embarcado en esta aventura.
También se da la oportunidad de visitar nuevos espacios para el consumo de cerveza; lugares, que aún después de un año de existencia son desconocidos para muchos locales. Lo más interesante de estos espacios es que poseen una estética y ambiente totalmente diferente a lo que conocemos como la tienda o Iris Pub. Espacios para actividades de ocio, entretenimiento y hasta trabajo están dispuestos en algunos de ellos. Un forma innovadora para pasar el rato o hacer los deberes mientras se bebe cerveza.
Por último, menciono una de las cosas que más disfrute junto con cada vaso que me tomé de cerveza: la compañía. Un grupo mínimo de cinco personas participa de la experiencia y debo decir que esto hace del tour algo distinto y único. Muchas veces se comparte con locales y viajeros de todo el mundo, lo cual significa que los temas para conversar nunca acaban y al final del cuentas hasta se hacen nuevos amigos.
Entonces al final del tour, uno termina con: nuevos gustos cerveceros, uno que otro dato científico de la bebida para impresionar, la idea de nuevos espacios para disfrutar con amigos y hasta conexiones nuevas para viajar. Quien diga que esta no es la combinación perfecta, esta fuera del tiesto como diría mi abuela.